Edición On Line
Año XI- N° 620 - 19-07-18
Carhué - Argentina
EL PROYECTO HIDRÁULICO MÁS IMPORTANTE DE LA REGIÓN
La obra del Partidor de Piñeyro ingresó en su etapa final
Está previsto que esté operativa en los primeros meses de 2019. Reducirá sensiblemente el riesgo de que puedan producirse inundaciones como la que en 1985 arrasó la localidad de Epecuén.
En su etapa final. El partidor de Piñeyro está localizado 16 kilómetros al noreste de Coronel Suárez.
La reconstrucción del sistema del Partidor de Piñeyro -la obra hidráulica más importante del Sudoeste bonaerense- ingresó en su etapa final y, según se estima, podría estar operativa en los primeros meses de 2019, según informa La Nueva.
Con un presupuesto original de 224 millones, esta obra permitirá regular de manera eficiente el río Sauce Corto y evitar el ingreso no deseado de agua a las lagunas Encadenadas del Oeste.
De esta forma, se reducirá sensiblemente el riesgo de que poblaciones como Guaminí y Carhué sufran inundaciones como la que en 1985 arrasó la villa turística Epecuén.
Además, evitará el anegamiento de miles de hectáreas productivas. Los trabajos contemplan el reemplazo del viejo Partidor de Piñeyro por nuevas estructuras reguladoras del agua ubicadas sobre el río Sauce Corto y el arroyo Huáscar.
Mediante esos reguladores se podrá definir qué porcentaje del agua que baje de las sierras irá para el sistema de Las Encadenadas del Oeste (mediante el Sauce Corto) o para la cuenca del Vallimanca-Salado (por el Huáscar).
Sobre el río se ejecutará un sistema de azud fijo o desnivel, que el agua atravesará por rebalse. Además, se montará una compuerta lateral que se abrirá para compensar los niveles.
En tanto, sobre el Huáscar se montarán tres compuertas de 6 metros cada una, que permitirán regular el caudal aguas abajo y por donde derivarán las aguas mientras los niveles no superen los 30 metros cúbicos.
Las obras complementarias incluyen movimiento de suelos, consolidación de caminos y la canalización de 8 kilómetros del Huáscar y de 600 metros del Sauce Corto.
La canalización del Huáscar apunta a duplicar la capacidad de su cauce. Además, se ejecutaron contenciones laterales y un terraplén de 9 metros de altura, lo que garantiza el paso del agua de crecidas sin perjuicio para los campos linderos.
“La obra de canalización hoy tiene un 90% de avance -informó el ingeniero Emilio Vighi, de la UTE Olivo Zambano-Gerónimo Rizzo-. Sólo resta la consolidación de terraplenes aguas abajo, entre los kilómetros 6 y 8, trabajo que demandará tiempo porque se deberán transportar muchos metros cúbicos de suelo para luego compactarlo”.
En cuanto a las obras de arte, el avance es del 10%. Según el profesional, las condiciones climáticas de los próximos meses serán determinantes para las tareas de hormigonado de los reguladores de aguas y la instalación de las compuertas, la constitución de puentes de paso sobre el Huáscar y el montaje del alcantarillado que permita escurrir el agua desde los campos hasta la nueva canalización, entre otras.
“Creemos que hacia fin de año la obra estará casi terminada -indicó-. Sin embargo, se demorará uno o dos meses más (para estar operativa)”.
Vighi señaló que, para acelerar los tiempos y optimizar la producción de hormigón, en estos días se pondrá en marcha una planta propia dentro del predio de la obra.
El técnico de Hidráulica provincial, Cristian Martínez, destacó que las obras permitirán la regulación de los cursos de agua en forma independiente.
“Además, se instalarán alcantarillas con un sistema de paletas que permitirán que el agua de los campos se vuelque al cauce del arroyo (Huáscar), pero no que suceda al revés”, indicó.
El técnico provincial agregó que el municipio de Coronel Suárez tendrá a su cargo el uso de la obra, más allá de que deberá actuar con el consenso del Comité de Cuencas.
El intendente suarense Roberto Palacio, por su parte, destacó que las obras evitarán tanto las soluciones aguas arriba, en su distrito, como en una zona crítica como es la cuenca de Las Encadenadas del Oeste.

Publicado el 19-07-18